Luis Garcia Miró Elguera

Luis Garcia Miró Elguera

EL MUNDO AL REVÉS

Acerca de Luis Garcia Miró Elguera:





¡Ahora pues, presidente Vizcarra!

El presidente Vizcarra alucina que su único escollo es la democracia representativa asentada en el Legislativo. Definitivamente la mayoría en el Congreso es de oposición. Así acordó el Soberano en los comicios de 2016. Contra ello no existe dictador ni dictadorzuelo que pueda irse en contra. El pueblo vota, elige y santa palabra. Ahí estriba la desesperación por disolverlo a como dé lugar, manifestada en primer lugar por Kuczynski, luego Vizcarra, como resultado de su incompetencia, pisoteando los tres principios elementales de toda sociedad democrática: respeto irrestricto a la voluntad popular y respeto absoluto al contrapeso de poderes y la fiscalización parlamentaria al Ejecutivo para administrar el Estado. Esto último para controlar bien el gasto de los recursos públicos y la escrupulosa aplicación de las leyes que dicta el Legislativo. Si estos “mandatarios” han sido incapaces de lidiar con la “obstruccionista” oposición congresal, como la caricaturizan ambos politicastros, pues para ello existe el arte de la política. Pero han sido tan negligentes al no haber sabido aplicarla inteligentemente, que jamás debieron lanzarse a la presidencia.

Sin embargo, Vizcarra se equivoca -siempre- imaginando que su karma es sólo el Congreso. ¡No! Sus enredos con los parlamentarios son una tontería frente al problemón que tiene al frente. Su verdadero obstáculo es esta poblada alzada en violentas protestas sembradas como hongos por la izquierda que lo acompaña para atacarlo desde dentro, mientras combate contra él desde las calles y plazas por todos los pueblos del país. La inutilidad de Vizcarra es de tal calado que se cree más listo que los demás. Pero consistentemente la realidad le ha venido demostrando todo lo contrario. Ha fracasado gobernando. Está investigado por posibles vínculos con el “Club de la Construcción” y la receptación de US$ 200,000 entregados para la campaña de PPK en casa de éste y en presencia suya mientras fungía de jefe de operaciones de PPK. También se le indaga por el ‘affaire’ Chinchero. Finalmente subyacen sospechas de cuando fue apoderado de Graña y Montero. Pero si se atreviese a clausurar el Legislativo, acabaría en una penitenciaría más temprano que tarde. Por tanto, que no debería creerse el más vivo del pueblo. ¡Todo lo contrario!

Vizcarra está pues severamente enredado. El Parlamento representa la voluntad de la gente, por más encuestas amañadas que le produzcan sus socios mediáticos de El Comercio, La República, RPP, etc. Si la oposición contase con esta misma orquestación mediática, el Congreso no habría sido difamado y la población conocería la verdadera cara de Vizcarra. ¡Y su actual “popularidad” sería inexistente! Es muy fácil difamar y generarle opinión contraria el opositor teniendo de aliada a esta prensa corrompida, vendida a Palacio por la publicidad estatal. Tenga esto muy presente, presidente Vizcarra. De otro lado la izquierda lo tiene sitiado. Adentro flores, por fuera temblores. La dirigencia comunista lo apoya estratégicamente, mientras moviliza a sus cuadros provincianos lanzándolos a incendiar la pradera. Como el paro nacional que preparan las “fuerzas populares” reverberado en Lima por la cgtp y demás grupos ultra. ¡Ahora pues, Vizcarra!

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook Twitter.





ico-columnistas-1-2018

Más artículos relacionados





Top
Descuidan defensa de gasoducto en el Ciadi

Descuidan defensa de gasoducto en el Ciadi