Luis Garcia Miró Elguera

Luis Garcia Miró Elguera

EL MUNDO AL REVÉS

Acerca de Luis Garcia Miró Elguera:





Basta de hipocresías, Presidente

Las falacias del desconcertante gobierno Kuczynski-Vizcarra –hipotecado a la mafia progre-marxista– ya se caen de maduras. Es un ritual cotidiano escuchar desde el jefe de Estado, pasando por ministros y desembocando en legisladores palaciegos, decir A para, tranquilamente, opinar Z horas después. Aunque lo más notable entre quienes integran el régimen PPK-Vizcarra –por más que los vizcarrinos insistan en prescindir de PPK, recuerden que su hombre es un mero subproducto de la fórmula presidencial que encabezara el renunciado exmandatario–, lo más común, decíamos, entre quienes componen el oficialismo es decir A cuando se refieren a cualquiera de la oposición, en tanto espetan Z cuando se trata de alguno de los suyos. Todo es según el cristal con que se le mire.

Si el fiscal de la Nación fuese sospechoso de tener alguna vinculación  de décimo grado de consanguinidad con el Apra o el fujimorismo pues será crucificado y sepultado por la mafia mediática vendida a Palacio por la corruptela de la publicidad estatal. En tanto que si la cabeza del Ministerio Público fuese hijo o hermano de algún tagarote del pepekausismo-vizcarrino la noticia ni siquiera aparecería en alguno de los productos que edita el consorcio de la concentración mediática llamado El Comercio. Así de mendaz e hipócrita ha resultado este régimen inaugurado por una figura –PPK– que nos engañó en forma perversa. Un personaje indescifrable, que para salvarse de su incapacidad como gobernante sencillamente dinamitó el centro político peruano y nos dejó una lección infame. Como es mentir consuetudinariamente siendo presidente, fuera de presuntamente haber participado en imperdonables episodios de corrupción.

El tema de la manera tan hipócrita con que actúa el régimen PPK-Vizcarra –veamos el ejemplo de la Fiscalía– revela en estos momentos enorme trascendencia. Dos fiscales-actores –Vela Barba y Domingo Pérez– junto con un procurador puesto por el ministro de Justicia Zevallos, suscribieron a nombre del Perú un pacto traidor con Odebrecht. Pacto que pretenden lo valide un juez. Al respecto el Congreso decidió interpelar al ministro Zevallos, quien tildó de impertinente la decisión. Aunque terció el presidente Vizcarra.

El jueves sostuvo que le parecía “muy bajo” el monto de la indemnización pactada. Pero el viernes anunció que respaldaba “plenamente” el acuerdo, agregando: “Somos respetuosos de la independencia de poderes de la Fiscalía”. Vayamos por partes. Vizcarra interrumpió una visita oficial a Brasil para venir a manifestar su más “enérgico rechazo por la remoción de los fiscales José Domingo Péres y Rafael Vela del caso Lava Jato, medida adoptada por el titular del Ministerio Público, Pedro Chávarry” Claro, el fiscal Chávarry no es amiguete de la camarilla progre marxista. Ahí sí Vizcarra actuó escandalosamente irrespetuoso de la independencia de la Fiscalía. Pero cuando el Presidente necesita validar el pacto firmado por el fiscal Pérez, en ese caso se comporta escrupulosamente respetuoso de la Fiscalía.

Apostilla. Como recordaba ayer la pugnaz periodista Martha Meier, Domingo Pérez investigó el affaire Chinchero favoreciendo al entonces ministro de Transportes –y hoy mandatario– Martín Vizcarra, “dejándolo limpio de polvo y paja”. ¿Hasta cuándo tanto fariseísmo, Presidente?





ico-columnistas-1-2018

Más artículos relacionados





Top
Keiko Fujimori permanece internada en clínica por problemas cardiacos

Keiko Fujimori permanece internada en clínica por problemas cardiacos