Columnista - Luis Garcia Miró Elguera

El incoherente presidente Vizcarra

Luis Garcia Miró Elguera

17 sep. 2019 03:20 am
A+

“ Algunos expertos tratan de descalificar nuestra propuesta. Han dicho que no hay que hacerle caso al pueblo porque el pueblo se equivoca. No es así. Tenemos que darle la responsabilidad. Las autoridades nos debemos a pueblo (…) El pueblo nos dice ‘siga en su lucha contra la corrupción’ y nosotros continuamos en ese esfuerzo” . Muy orondo declaraba esto el pasado domingo Martín Vizcarra, pretendiendo refutar al ex magistrado del TC Carlos Mesía, quien ayer le respondiera contundentemente así: “ Al pueblo se le gobierna. El pueblo solamente tiene derechos que nacen a partir de la Constitución, y la Constitución dice que este tiene derecho a elegir cada cinco años.

” Las sociedades civilizadas –y democráticas-, presidente Vizcarra, reconocen que el pueblo per se no puede autogobernarse. Necesariamente debe delegar esa función en un apoderado. Ese es el gobierno, que se guía por el pacto social llamado Constitución. Y a partir de ello, el presidente ejerce la función de mandatario del pueblo aplicando lo que dice la Carta Magna, la misma que la ciudadanía entera está obligada a respetar. Ahora, en cuanto a esa tontería de Vizcarra que el “ pueblo ” le pide: “ sigue en tu lucha contra la corrupción ” hay muchísimo que recordar. El “ pueblo ” le pidió a Fujimori que disuelva el Congreso y vea usted en lo que terminó, presidente accidental Vizcarra.

El “ pueblo ” le imploró a Hitler que ejecutase a los judíos y mire lo que ocurrió. El “ pueblo ” le insistió a Pinochet que acabe con la oposición y gobierne solo y recuerde qué le pasó. De manera que eso de que “ el pueblo me dice ” es un argumento totalitario para hacer lo que le venga en gana a quienes ostentan momentáneamente el poder. Porque más temprano que tarde, la Justicia terrena -o la divina- les hará pagar tamaña soberbia. Aunque mientras tanto, el pagano de los descalabros sociales, económicos, políticos, etc., que promueven estas divagaciones sobre que “ el pueblo me dice ”, “ el pueblo me pide ” es, justamente, Juan Pueblo. Tal como viene ocurriéndole al poblador peruano, maltratado por el exvicepresidente Vizcarra quien temerariamente se arrogó su representación para implorarle a este Parlamento que lo ungiera presidente en reemplazo del renunciante Kuczynski. Sólo para despues de escasos meses tirar a toalla y lloriquear por calles y plazas, diciéndole al pueblo “ este Congreso no me deja gobernar ”.

Cuando en rigor es su propia incapacidad, absoluta medianía y claro temor lo único que inhibe a Vizcarra de cumplir el mandato constitucional de desempeñarse como apoderado de aquel “ pueblo ” al que incoherentemente alega respetar. Hay otro aspecto que merece resaltarse. Dice Vizcarra que lucha contra la corrupción. Pero la realidad lo desdice. Reprocha que el Congreso lo investigue por los casos Chinchero, Conirsa, su vínculo con el “ club de la construcción ”, o por haber apoderado a una consorciada con Odebrecht. ¿Por qué no permite que lo investigue? Además, su exprimer ministro César Villanueva está acusado de recibir US$60,000 de Odebrecht. ¡Y él lo ha callado! Entonces, no nos venga con eso de “yo lucho contra la corrupción”.

Post Relacionados

La quiebra del sistema

Con un marxista declarado a cargo del Ministerio de Salud -en el momento más álgido de la historia sanitaria nacional- es evidente que las soluciones que proponga vendrán cargadas de propósitos subalternos, para validar sus principios ideológicos y coincidir con la política oficial de acabar con el “sistema”. Demolición que viene ejecutando este régimen que

El más vil de los oficios

El presidente Vizcarra, eso ya se sabe, maneja el país “como le gusta a la gente”. Vale decir, de acuerdo a las encuestas. Más propiamente, a “sus” encuestas. Aquellas que, solícitamente, le elaboran unas “firmas de sondeo” contratadas por la prensa corrupta que el Gobierno manipula con su dinero, amable lector, pagándole millones de soles

La peste, Camus 1947

El País publicó un comentario sobre La Peste (Camus 1947), diciendo que la pandemia Covid-19 la ha colocado entre los títulos más buscados del momento. La nota analiza aquella “Exhortación a los Médicos de la Peste”, brillantemente redactada por el autor. Cae a pelo, en estos tiempos de desconcierto y alarma. Según el artículo “Los