Luis Garcia Miró Elguera

Luis Garcia Miró Elguera

EL MUNDO AL REVÉS

Acerca de Luis Garcia Miró Elguera:



¡Puede ser tarde cuando el Perú despierte del letargo!

El peruano permanece absolutamente narcotizado por el discurso buenista, hipócrita y falsario de esta progresía marxista que se ha apropiado de la nación a base del chantaje y la engañifa. Una sarta de comunistas que han reinventado la historia contemporánea, transformando al terrorista en víctima del Estado y a éste -representado por sus fuerzas armadas y policiales, junto a los presidentes que ordenaron defender a la sociedad del sanguinario ataque de sendero y mrta- en asesino y violador de derechos humanos de unos bienaventurados luchadores sociales, a quienes la reaccionaria derecha peruana prepotentemente sentenció -y sigue acusándolos- de lo que son: terroristas.

Es patente la influencia de esta casta progre-marxista introducida al Estado por un ratero apellidado Toledo, quien prometió al Perú desterrar la corrupción procesando a Alberto Fujimori. Aunque luego la Justicia acabó persiguiendo al propio Toledo por hiper corruto, acusándolo de haberle robado US$35 millones a los peruanos. Es evidente, decíamos, el influjo del progre-marxismo sobre los peruanos. Porque a pesar de haber sido socio político de sujetos tan fariseos -hoy procesados por corruptos- como Toledo, Humala y Kuczynski- sigue gobernándonos. En esta oportunidad, de la manito de Vizcarra, a quien la mayoría peruana -encuestadoras dixit- le asigna una popularidad jamás vista en los anales de nuestra historia republicana. Sobre todo, considerando que Vizcarra es un inútil a tiempo completo en lo que a administrar el país respecta. Acaso pudiese ser buen ingeniero, pero sin la menor de las dudas es un desastroso estadista.

La conquista del Perú por los progre-marxistas ha llegado a cotas delirantes. Son pocos ya los espacios del Estado que aún le quedan por conquistar. En estos días se apresta a darle el zarpazo final al poder Judicial, derribando a su presidente para luego llenar nuestras cortes -Suprema y Superior- de individuos adoctrinados por La Católica (sic), a la sombra de alambicadas doctrinas jurídicas de clara orientación marxista. Se trata, sin lugar a equivocarnos, de un poder fáctico elaborado en los laboratorios de esa misma gente que simpatiza con sendero y mrta y aborrece a quienes piensan en sus antípodas.

De aquellos promotores de la felona “comisión de la verdad” que santificara al terrorismo y condenara al Estado; y que erigió monumentos a sendero y mrta como los infamantes “ojo que llora” y “museo de la memoria”. Una camorra que impone doctrinas y caprichos en función a extorsionar al opositor. Para ello cuenta con el connivente respaldo de una traicionera y semiquebrada organización mediática. que todavía sobrevive estrictamente a base del subsidio que le otorga Vizcarra vía aquella corruptela del avisaje estatal. Una prensa chantajista y sin duda desinformadora que por instrucciones de la cúpula progre- marxista publica material prohibido -audios, videos, documentos, etc. de expedientes en marcha- únicamente para perjudicar a los contrincantes del oficialismo y ayudar a quien respalde a Vizcarra.

Para evitar que el Perú sea otro país dominado por el castro-chavismo, amable lector, sólo queda que todos despierten del letargo al cual los induce la prédica narcótica del progre-marxismo.



ico-columnistas-1-2018

Más artículos relacionados





Top
Joven que se suicidó en el Metro de Lima sufría problemas de salud mental

Joven que se suicidó en el Metro de Lima sufría problemas de salud mental