Madeleine Osterling

Madeleine Osterling

CRÓNICAS INTOLERANTES

Acerca de Madeleine Osterling:



¡Calladitos nos vemos más bonitos!

¿Qué le pasó a Martín Vizcarra? ¿Está absolutamente desfasado? Supuestamente, el Acuerdo con Odebrecht es una herramienta ejemplificadora de la lucha contra la corrupción, campaña que es la columna vertebral de su popularidad. ¿Y se atreve a hacer este comentario tardío? ¿Recién se pronuncia sobre el monto de la reparación pactada? Tímidamente, sostuvo que el monto pudo haber sido mayor a los S/ 610 millones pagaderos en 15 años, pero que solo se trata de su opinión. ¿Cómo puede disociar su juicio personal con el institucional? ¿Es un buen peruano y un mal presidente o a la inversa?

Lo único que logra con ese comentario, que luego ha tratado de diluir, declarando que “el Ejecutivo respalda los acuerdos que el MP está implementando en el caso de Odebrecht, como parte integral de la lucha contra la corrupción”, es sembrar dudas sobre las reales bondades del Acuerdo y fortalecer a los críticos. Evidentemente, esta desafortunada postura del Presidente no mereció portadas en los medios ni escandalosas acusaciones, todos fueron muy sigilosos y prudentes, muy “geishas” a la medida, como se les exige para seguir viviendo de la publicidad estatal. ¿Si el Presidente hubiera hecho estas declaraciones desde el primer día, el MP o la Procuraduría se hubieran sentido cómodos? ¡Estoy segura de que no!
A pesar de esta ola de encubrimiento –porque muchos han salido a blindar al ministro Zeballos– es absolutamente válido que se le interpele, con la mayor la transparencia; quedan muchas dudas en el tintero. Por ejemplo: ¿Por qué el procurador ad hoc, que a mediados del 2018 sostenía un estimado indemnizatorio de S/ 3,468 millones, hoy se conforma con S/ 610 millones. ¿La aplicación de la fórmula regulada en la Ley 30737 le permitiría salvar responsabilidad respecto de declaraciones y actos previos? O, ¿por qué solo se han considerado cuatro obras, cuando durante los gobiernos de Toledo, García y Humala se contrataron 24 obras públicas con Odebrecht? El propio Congreso es muy crítico con las facilidades y ventajas concedidas en el Acuerdo, vale decir, reniegan de su propia criatura. Mientras tanto, los ciudadanos seguimos mirando, desde el balcón, cómo se combate la corrupción en el Perú: con secretismo, voz baja y en absoluta ignorancia de los eventuales pactos por debajo de la mesa. Sólo por ello, la interpelación o cualquier mecanismo que abone en favor de la certidumbre será bienvenido.
Personalmente, me deja un gran sinsabor el Acuerdo. ¿Por qué no somos capaces de dimensionar el inmenso daño social, más allá del monto de los sobornos? Odebrecht era una escuela del delito, de estrategia de ilícitos, que llevó al país a las grandes ligas y se le trata como un corrupto más. Hay un Perú antes y después de Odebrecht y ello, no se sanciona.



ico-columnistas-1-2018

Más artículos relacionados





Top
Más de S/ 5 mllns. por ampliación innecesaria

Más de S/ 5 mllns. por ampliación innecesaria