Madeleine Osterling

Madeleine Osterling

CRÓNICAS INTOLERANTES

Acerca de Madeleine Osterling:





Vizcarra y sus respondones

¿Le quedará algo de autoridad al presidente? Con la intención de apaciguar los exaltados escenarios, solicita a la Fiscalía y al Poder Judicial reflexionar sobre la prisión preventiva y que prevalezca su carácter excepcional, ante lo cual, José Domingo Pérez, que no tiene pelos en la lengua y le ha salido respondón, declara: “El Ministerio Público va a seguir realizando su labor como siempre lo ha hecho. Se solicita respeto a la independencia de la administración de justicia. Finalmente somos evaluados producto de resultados”.

Es clarísimo que lo que realmente quiso decir es: “Me es absolutamente irrelevante lo que el presidente Vizcarra o el presidente del TC tengan que decir respecto a las actuaciones y decisiones de la Fiscalía, el fin justifica los medios. Cuantas mas cabezas caigan, más medallitas me pondrán en la frente, más famoso seré. Soy omnipotente y no deseo que nadie interfiera en mi labor”.

Estos desalmados que han capturado la administración de justicia de nuestro, NUESTRO país, no creen en nadie. En esas manos estamos. Son unos justicieros de caricatura con demasiado poder, que no le tienen respeto ni al presidente de la República.

Indistintamente de si se lo ha ganado o no, debería primar la investidura. Este es un pequeño reflejo de la pobreza institucional de nuestro país. Guardando las distancias, los comuneros de Cotabambas van por el mismo camino.

En un sorpresivo mensaje a la nación, el 12 de abril pasado, Vizcarra pecó de optimista: “Se han logrado importantes acuerdos que han permitido atender la situación de conflicto de Las Bambas y ha sido en la línea de mi gobierno, por el camino del diálogo. A pesar de que muchas voces hubieran preferido enfrentamientos y muertes, como en oportunidades anteriores. La posición del gobierno fue firme y consecuente, ahora se avizora una situación definitiva y sostenible”.

Sin embargo, cuatro días más tarde, luego de una fallida reunión a la que no le permitieron ingresar, Gregorio Rojas declaraba que el gobierno no había cumplido con los compromisos asumidos con los pobladores de Cotabambas, en la medida que les ofreció tratar el tema del archivamiento de las denuncias contra los miembros de las comunidades a causa de las protestas y habían incumplido. Llego a decir que el Estado se burlaba de ellos.

¡Todo tiene un límite señor Rojas! Demandan ministros a dedicación exclusiva, exigen renuncias de miembros del Poder Ejecutivo, desean leyes con nombre propio y ser eximidos de todo castigo por sus delitos, vale decir, convertirse en supra-ciudadanos, por encima del bien y del mal, bajo pena de volver a tomar la vía de ingreso a Las Bambas. Se saben frente a un gobierno débil y cada vez mas débil, que ha cometido un error mas, al  pretender sentar en la Mesa de Diálogo al Poder Judicial.

Evidentemente, el PJ no esta obligado, como bien lo sabe Salvador del Solar, y no debería de ir. Si el Estado se ha vuelto tan paternalista (por calificarlo piadosamente) con los comuneros, pues que el Ministerio de Justicia designe abogados que con mucha paciencia les expliquen que bloquear carreteras, tirar piedras a un helicóptero y generar violencia, es un DELITO y que por ello merecen ser sancionados.

El Poder Judicial no tiene cabida alguna en esa Mesa de Diálogo, absolutamente impertinente su eventual inclusión. Convendría que el titular de la Corte Suprema, parafraseando a José Domingo Pérez, solicite respeto a la independencia de la administración de justicia y los ponga en su lugar. Esta payasada del Poder Ejecutivo en Las Bambas va a terminar mal para todos.





ico-columnistas-1-2018

Más artículos relacionados





Top
Nos quedamos sin respaldo para reparación civil

Nos quedamos sin respaldo para reparación civil