Martín Belaunde Moreyra

Acerca de Martín Belaunde Moreyra:






La inauguración de AMLO

  • Fecha Jueves 6 de Diciembre del 2018
  • Fecha 3:20 am

El 1 de diciembre Andrés Manuel López Obrador inauguró su mandato como presidente de los Estados Unidos Mexicanos, nombre oficial de la hermana república de México. Reafirmó sus principios políticos que le sirvieron para censurar los regímenes neoliberales que lo habían antecedido desde principios del presente siglo, el PRI incluido, en el cual militó y se formó políticamente antes de integrar el PRD y luego fundar MORENA.

López Obrador prometió realizar transformaciones radicales más allá de cambios cosméticos, tales como reducir su sueldo presidencial al 50 %, despedir a su guardia personal, vender el avión presidencial, vivir fuera de la residencia de Los Pinos, entre otros gestos simbólicos. Esos anuncios en realidad tienen poca significación para el erario nacional, pero construyen la imagen de un hombre austero, alejado de la tentación del poder y que más bien se esfuerza en acercarse a los humildes ciudadanos de la calle. Igualmente lo proyectan como una suerte de mandatario incorruptible, al mejor estilo de un nuevo revolucionario, que promete entre muchas otras cosas, no robarle al Estado mexicano.

La lucha contra la corrupción, al igual que en muchos países de Latinoamérica, se ha convertido en uno de los ejes de su futura gestión gubernamental. Claro está que ese programa también en su momento fue enarbolado por Chávez y su heredero Maduro, a quien en el Palacio Legislativo azteca y en plena ceremonia de trasmisión de mando, recibió del público presente el estruendoso calificativo de dictador. No se engaña a la gente tan fácilmente. López Obrador sabe de eso porque ha ejercido con éxito la función de alcalde o cargo equivalente del distrito federal de la Ciudad de México. Debe reeditar su anterior trabajo gubernamental con una amplitud muchísimo mayor, porque ahora es el jefe de Estado del país más poderoso de América Latina en reñida competencia con el Brasil. Con ese propósito promete un referéndum a mitad de su mandato para continuar o cesar en el poder.

Se critica mucho al expresidente Enrique Peña Nieto, junto con sus dos predecesores. Se dice que los tres no supieron liderar a México en sus relaciones con los Estados Unidos y peor aún con el gobierno de Donald Trump. Sin embargo, hay que reconocer que Peña Nieto renegoció el NAFTA para conservar el mercado norteamericano que es el principal cliente comercial de México, simplificando la tarea de su sucesor. En buena hora.






ico-columnistas-1-2018

Más artículos relacionados





Top
Reuniones fantasma precedieron entrega de gasoducto del sur

Reuniones fantasma precedieron entrega de gasoducto del sur