Perú, país sentado en un banco de millones de dólares

Perú, país sentado en un banco de millones de dólares

En las Reservas Internacionales Netas (RIN) que alcanzan a la fecha los US$ 73,806 millones (5/7/23) el BCR ha elevado la participación en valores o bonos de 70 a 77% en el portafolio de inversiones y se ha disminuido las cuentas de depósitos de 27 a 20%, manteniéndose constante la mínima participación de oro en 3% (1.1 millones de onzas troy), pese a que somos el 10mo productor de oro en el mundo. En porcentaje aurífero en las reservas ocupamos el 6to lugar en Latinoamérica.

El aumento de la inversión en bonos se debería a la presunción del inminente recorte de las tasas de interés de referencia de la Reserva Federal (Fed), debido a la rebaja de la inflación en EEUU, que ha caído en los últimos 12 meses de 9.1% (junio 22) a 4.1% (mayo 23): “Al desinflarse las tasas, automáticamente sube el precio de los bonos, generando una ganancia mediante un instrumento seguro, lo cual calza con la cautela del BCR en el manejo de las reservas… la reducción en cuentas de depósito del exterior del porcentaje de las reservas estaría influenciado por la incertidumbre sobre la situación del sistema financiero internacional, tras la caída de Silicon Valley Bank”, señala Enrique Díaz, presidente de MC&F (7/7/23).

A pocos meses de alcanzar el primer cuarto del siglo XXI, exhibimos unas cuantiosas RIN que equivalen al 26% del PBI y podrían cubrir fácilmente 18 meses de importaciones, por encima del nivel que recomienda el FMI: 10% del PBI o 4 meses de importaciones. ¿Y en el mundo cómo vamos? Al extremo se encuentra Suiza con unas RIN que representan el 114% del PBI porque son los banqueros del mundo (¿o eran?), pero, en Latinoamérica, los principales vecinos no atesoran reservas tan abultadas: las RIN de Brasil equivalen al 16% del PBI, México 14%, Colombia 17% y Chile 13%. Mientras que China, que es el primer tenedor de reservas con US$ 3.3 billones, en realidad, sólo representan el 18% del PBI.

Uno de los países más boyantes es Japón con US$ 1.2 billones (24 % del PBI) -casi como el Perú- porque vive en una lucha permanente para evitar el colapso del yen, tanto que llegó a vender en un día US$ 37,000 millones (22/9/22), un golpe de katana, como para que el especulador exitoso de la libra esterlina, George Soros, no se atreva a acercarse a sus costas. Nosotros nos encontramos en la otra orilla, porque el sol se ha venido revaluando (apreciando) en un -7.5% en los últimos 12 meses (5/7/23), para calvario de los exportadores no tradicionales; mientras el BCR, que el 2022 vendió US$ 1,236 millones (¿para combatir la inflación?), el 2023 ha permanecido casi con los brazos cruzados (no compró y más bien vendió un “primer millón”).

Otro ángulo tiene que ver con los dólares, que es la principal moneda de la Posición de Cambio (88%) -que son las RIN menos las obligaciones de corto y largo plazo con los residentes (encajes)- y apenas 8% otras monedas. Cierto que esta es la caja de la nación y se requiere mucha liquidez para evitar especulaciones en el mercado cambiario (como la fuga de capitales de 7% del PBI por el efecto “Castillo”). Pero, en el día a día, hay otras monedas como el euro que por el momento no vuelan tan bajo como el dólar.

Mira más contenidos siguiéndonos en Facebook, Twitter, Instagram, TikTok y únete a nuestro grupo de Telegram para recibir las noticias del momento.