¿Quién sostiene a Castillo?

¿Quién sostiene a Castillo?

Embarrado en la corrupción, incluso antes de asumir su mandato, la gestión Pedro Castillo Terrones tiene cada vez menos aprobación. Por la prensa independiente hemos ido conociendo cada pillería de este régimen. El asunto va in crescendo. Ya hay tres colaboradores eficaces que sindican a Castillo como el cabecilla de una organización criminal que le ha robado al país millones de soles, repartidos entre la banda. Mientras el gobernante siga en el cargo, el desfalco al Estado continua.

La Fiscalía lo sindica como el jefe de la mafia, variando su condición de testigo a investigado. También la comisión de Fiscalización del Congreso. Castillo se va ahogando en el desagüe construido por él. Los audios escuchados indican claramente que entró al poder, al igual que su gabinete, para levantar en peso al país. Con tres meses en el cargo -afirma un colaborador eficaz- los ministros ya están ‘forrados’ y pueden darse por bien servidos.

Las encuestas le dan un 20% de aprobación, cifra vergonzosa para un mandatario que aún no cumple un año en el poder. La gente del campo, desinformada de la corrupción de Castillo le da su respaldo, principalmente en el sur. Una región donde se encuentra el corredor minero con mayor inversión, el mismo que es hostilizado por una ultraizquierda comandada por Vladimir Cerrón, el ‘Puka’ Bellido y muy probablemente el Sendero del Vraem.

Los ministros están abocados a sostener a Castillo, no velan por los ciudadanos. El titular de Cultura es una mezcla de abogado con hincha y le interesa un bledo el país pluricultural que tenemos. El del Interior afirma que confía plenamente en el gobernante, confirmando lo que sabemos por los hechos, los altos mandos de la Policía blindan al gobernante. Ni Juan Silva, ni Bruno Pacheco, ni el sobrino de Castillo, ni los cómplices de Cerrón, serán capturados. Junto con el ministro de Defensa han aprobado entregar armas a los comités de autodefensa.

El Jurado Nacional de Elecciones (JNE), acusado de fraude electoral, engríe al partido de Castillo-Cerrón y le amplía la inscripción ya cerrada, favoreciendo la participación de muchas listas de Perú Libre que sin el regalazo del JNE estarían fuera de las próximas elecciones. Un año atrás el APRA y el PPC no pudieron candidatear porque el JNE decretó verticalmente que el plazo había vencido.

El Poder Judicial está demostrando su inclinación hacia Castillo. Una abogada del partido de Verónika Mendoza interpuso un amparo para detener la elección por el Congreso del Defensor del Pueblo. A la ultra no le gusta el candidato. Un juez de Abancay, arremete contra los cambios hechos por la comisión de Constitución del Congreso. Una decisión judicial le devolvió a Cerron S/850,000 por concepto de reparación civil. Señales de alarma que indican cómo paulatinamente el PJ encubre la corrupción, politizándose.

El Congreso es el bastón de este régimen. Con congresistas vendidos al poder por sabe dios qué prebendas, hacen difícil vacar a Castillo, blindándolo. La bancada de Alianza para el Progreso, se abstuvo en la votación del informe sobre irregularidades en las pasadas elecciones. Una vergüenza. Varios ‘apepistas’ eran caseros del despacho del exministro del MTC, Juan Silva.

La ciudadanía repudia a Castillo ampliamente. Los poderes fácticos mencionados y cierta prensa buscan salvarlo. De no creerlo. Sin embargo su precariedad aumenta.

Mira más contenidos siguiéndonos en FacebookTwitter Instagram, y únete a nuestro grupo de Telegram para recibir las noticias del momento.