La recuperación económica se define como un escenario de caída profunda de la producción global de bienes y servicios finales de la economía de un país hacia contracciones más moderadas del PBI en un determinado periodo de tiempo. En términos técnicos la recuperación económica es equivalente a la variación porcentual negativa del PBI real que se caracteriza principalmente por una contracción drástica del PBI en su fase inicial, para luego experimentar caídas más moderadas (Recuperación económica). El escenario descrito es el que está ocurriendo en la economía peruana y en el resto de las economías a nivel mundial donde la arista común es la Pandemia. Si la pregunta es ¿A qué se debió la caída drástica del PBI en el mes de Marzo (-16.3%), Abril (- 39.2%) y Mayo ( -32.3%)? La respuesta es a las restricciones impuestas en la actividad económica por parte del Estado para evitar la propagación de la Pandemia que derivó en altos niveles de desempleo y una caída libre de la producción global o agregada de la economía. Posteriormente la contracción del PBI en términos porcentuales fueron menores en Junio ( -17.8%), Julio ( -11.6%), Agosto ( -9.7%) , Setiembre ( -6.9%) y Octubre (-3.8%) debido a la reapertura gradual de la economía o reinicio de actividades económicas en forma progresiva con el efecto colateral de mayores contagios por la Pandemia. A la vista de los datos oficiales del INEI y BCRP en cuanto a la evolución del PBI el Perú se encuentra experimentando una recuperación económica, que puede deteriorarse por una nueva ola de contagios.

La recuperación económica es muy diferente a una expansión económica. La expansión económica se caracteriza por el aumento sostenido de la producción agregada de la economía que se manifiesta en variaciones porcentuales positivas del PBI real. Aun la economía peruana no se encuentra en la fase de expansión económica lo más probable es que suceda cuando la actividad económica retorne a su normalidad y será así cuando se cuente con una vacuna efectiva que se aplique a la fuerza laboral de nuestro país.

Si nos preguntamos ¿Cuáles fueron las razones adicionales que explican las menores caídas del PBI en los meses posteriores a Mayo? la respuesta se encuentra en el desconfinamiento paulatino de la fuerza laboral, las fases de reactivación económica implementada por el gobierno y las medidas de estímulo implementadas por el MEF y el BCRP que evitaron una caída más severa de la economía peruana. El factor en contra según las estadísticas del MINSA es el incremento de contagiados debido al relajamiento de las medidas de protocolo por parte de los factores productivos de la economía y ciudadanos de a pie. La recuperación económica sin respeto a los protocolos nos podría llevar a una segunda ola de contagios donde el gobierno tendría que decretar nuevos confinamientos que socavaría la recuperación de la economía y nuevas caídas del PBI en mayores magnitudes que tendrían como efecto una nueva ola de desempleo, de menores ingresos y caída más significativas de la demanda interna.

En nuestra nación la recuperación económica según la medición del PBI tiene la forma de V (Caída drástica del PBI en el inicio de la Pandemia a contracciones menores de la producción global de la economía en los meses siguientes). Sin embargo, el relajamiento de los protocolos y medidas decretadas del gobierno están cultivando una segunda ola de contagios donde el PBI experimentaría caídas más pronunciadas configurándose de esta manera una recuperación económica de W como está sucediendo en Europa debido al aumento de infectados. Frente a este escenario el arsenal fiscal y monetario de los países desarrollados se encuentra en algunos casos debilitado y en su mayoría agotado explicado por los altos niveles de déficit fiscal, deuda pública y reducción significativa de la tasa de interés de política monetaria. Las economías avanzadas ya no se pueden endeudar más ya llegaron a sus límites y su banca central ya no puede disminuir más la tasa de interés para estimular la inversión debido a que dicha tasa se encuentra en 0%.

En resumen, la recuperación económica y posterior expansión de la economía es tarea de todos.