Los “héroes” callan y se esfuman

  • Fecha Viernes 25 de Enero del 2019
  • Fecha 1:20 am



¿Qué le ha pasado a la contracción mediática que ayer ha callado en siete idiomas el repugnante acuerdo o preacuerdo de colaboración eficaz de Odebrecht? Ninguna ni en el paquidermo de la prensa nacional ni menos de su aliado rojinegro del Jr. Camaná. ¿Y el fiscal de los cuatro suyos, José Domingo Pérez, tan hablantín él, también se ha esfumado? ¿Su jefe Rafael Vela, vive? ¿Y el procurador “Coqui” Ramírez? Se han esfumado los héroes.

CONSEJERO ASUSTADIZO

En medio del mutis oficial de parte de los defensores del claudicante “acuerdo preparatorio de colaboración” firmado entre la fiscalía, la procuraduría y la constructora Odebrecht, ha salido ayer, en el diario de Graña y Montero, asustadizo, el asesor palaciego en la sombra y hombre de la policía política, la Diviac, Carlos Basombrío, dando consejos para que el fiscalillo Pérez retome la calma, si acaso alguna vez la tuvo.

AHÍ NO DIJO NADA

Basombrío está más que preocupado por la “filtración del acuerdo de colaboración con Odebrecht, que debía estar bajo reserva absoluta”. “Su difusión anticipada puede poner en riesgo todo lo avanzado en el caso Lava Jato hasta ahora”, insistía el pobre. Pero olvidaba que la primera “filtración” la hizo Pérez a la gentita de IDL que no vaciló en publicarlo el mismo día que lo firmaron, el 8 de diciembre de 2018. Ahí no dijo nada. Que reclame pues a sus amigos de la Diviac que no cuidaron los enseres del fiscalillo.

MILAGRO EN ENERO

Como en enero hay milagros, el caviar ex ministro del Interior tuvo un momento de lucidez. Les dijo al fiscalillo y a Rafael Vela que el “equipo especial” del caso Lava Jato “transmite la impresión de estar exclusivamente concentrado en el caso Cocteles”, es decir en el de Keiko Fujimori. Cierto. Es decir, “no toca todavía el meollo del problema Odebrecht: a saber, las grandes coimas al más alto nivel del Estado”. Claro pues, papacho. No hay ninguna investigación sustantiva en sobrevaluaciones ni en sobornos, salvo las venidas del exterior, como la coima de US$ 20 millones a su anterior jefe, Alejandro Toledo.

CASO GASODUCTO

¿En qué cabeza puede caber que Odebrecht solo coimeó en cuatro proyectos de los más de 70 que manejó en el Perú? Para empezar, ya habíamos sido claros respecto del gasoducto, donde hay varios investigados y que ya han cantado hasta más de la cuenta, llegando hasta la parejita de los Humala-Heredia. Claro. Y solo por el hecho de que el gasoducto no ha sido incluido en el acuerdo de colaboración con Odebrecht es que “Cosito” ha dicho que apoya ese mamotreto.

LUXEMBURGO

Los que han firmado el elefante blanco del gasoducto están bien ubicados, con pruebas desde el Ejecutivo, el Ministerio de Energía y Minas y sobre todo los ladronzuelos de Proinversión. El informe final del caso Lava Jato del Congreso es también lapidario al respecto. Y por este megarrobo es que Odebrecht pretende enjuiciar al Perú en Luxemburgo por la friolera de 2,000 millones de dólares, una cifra que deja en ridículo a los 610 millones de soles de la reparación civil de la firma carioca. Plop.

CAMBIOS ECLESIÁSTICOS

El sacerdote Carlos Gustavo Castillo Mattasoglio, profesor de teología en la PUCP, discípulo del liberacionista Gustavo Gutiérrez y confesor del obispo jesuita Luis Bambarén, ha sido nombrado por el Papa Francisco como nuevo arzobispo de Lima. La caviarada no descansa, por lo visto.

EL INDULGENTE

No contentos con el poder político que les ha dado el vizcarrato, el poder mediático y económico, ahora avanzan en el frente religioso. Las fuentes que conocen a la Iglesia afirman que el mismo Francisco, jesuita como sus escogidos, tan indulgente con dictaduras como la de Nicolás Maduro o tan permisivo con Cuba, se reservó  personalmente nombrar al nuevo Arzobispo de Lima. ¿Qué les parece?

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.








Top
Domingo Pérez suma otro fracaso: no pudo encarcelar a PPK

Domingo Pérez suma otro fracaso: no pudo encarcelar a PPK