MUJERES AL PODER: ECHAÍZ Y MERINO
A+

Gladys Echaíz y Beatriz Merino renunciaron al Comité Consultivo de la Junta Nacional de Justicia, en protesta porque el pleno de este organismo tergiversó su propia norma para suspender a los fiscales supremos Pedro Chávarry y Tomás Gálvez. Así lo reveló nuestra destacada columnista Mariella Balbi. Si bien la exfiscal de la Nación y la expremier aún no se pronuncian, en la institución presidida por Aldo Vásquez no quieren dar una versión oficial, y menos si alguien más se alejó.

GOLPISTAS PLAÑIDERAS

Da mucha risa cómo “líderes de opinión” que aplaudían el cierre de un Congreso que dio voto de investidura a todos los gabinetes de PPK y de Vizcarra -e incluso le otorgó todas las facultades legislativas que pedía- ahora se quejan en redes sociales. Incluso dos otrora defensores de Odebrecht insultaban al Parlamento y pedían que Fiscalía de la Nación acuse a legisladores por su forma de votar.

SIMPLIFICADORES

Qué aburrido resulta entonces ver en los medios principales a los mismos “analistas políticos” repitiendo una y otra vez la visión equivocada de la realidad, simplificándola a blanco y negro y tratando de satanizar al Congreso. Aquí en EXPRESO ensayaremos una reflexión distinta de esta compleja realidad.

FACTOR MELÉNDEZ

¿Por qué la bancada de APP, que usualmente se llevaba muy bien con Palacio y hasta ofreció apoyar el Pacto Perú votó en contra? No es solo el tema universitario, pues allí APP ha superado todos los obstáculos, sino mucho tiene que ver temas banales, como la relación difícil con una ministra que es rival del congresista Fernando Meléndez, de Loreto.

VA UNO…

Fernando Meléndez aspira a recuperar el gobierno regional este 2022. Y la misma aspiración la tiene Patricia Donayre, actual ministra del MIDIS. Vizcarra la impuso a pesar de no tener experiencia en el sector social y sin el visto bueno del acuñismo. Y desató las iras de los miembros de la bancada apepista en donde Meléndez es influyente. Allí va uno.

CONFRONTADORA

Otro es el caso de la ministra Gloria Montenegro. Hace rato que ha demostrado que no tiene cualidades políticas para el cargo pues todo es confrontación y discusión descuidando ostensiblemente su labor. Está en el cargo por su adulación constante al Presidente, pero su relación es pésima con la mayoría de bancadas. Van dos.

NO SON OPERADORES

El fracaso como operadores políticos de los sobrevalorados Gino Costa y Alberto de Belaunde que, más allá de unos cuantos tuits y chismecitos, no tienen peso político y han sido un fracaso en su rol de intermediación junto a otros calichines del Partido Morado. Se equivocan los que dicen que Martín Vizcarra no impulsó una bancada. Sí lo hizo y esa fue la del Partido Morado cuyos miembros eran los preferidos de Canal N y RPP durante toda la campaña anterior.

REINA Y SEÑORA

Lo artera y traicionera que es la izquierda, reina y señora de las consultorías. Alejar del cargo a los ministros del Frente Amplio como Víctor Zamora o el comodín de Vicente Zeballos generó las furias de la izquierda hambrienta de consultorías, de allí el voto en contra. No hay que desdeñar este ángulo, más allá de su ideología.

OTRO PECHADOR

Pocos se han dado cuenta que Pedro Cateriano tampoco tiene las cualidades concertadoras que le han querido endilgar a última hora. Sin el apoyo de los medios o de alguien que le dé luz verde es poco gravitante, más allá de pechador. No generó confianza y mucho menos credibilidad. Al igual que su mentor Fernando Olivera, requiere de alguien con quien pelearse pues de lo contrario no existe.

PELEADOS

Así que no vengan los políticos a decir ahora que este solo y exclusivamente es un tema del chantaje de las universidades privadas. Hay asuntos más complejos que al parecer ignoran. Un datito: ¿es o no es cierto que Pilar Mazzetti se había peleado con Pedro Cateriano por figur… perdón, por no ponerse de acuerdo en ciertos temas?

DOCTORA SERIEDAD

A diferencia de otras jornadas, esta vez la Dra. Mazzetti no saludó alegremente a la prensa apostada en las afueras de Palacio de Gobierno. A la ministra de Salud se le rumoreaba como premier, en reemplazo de Cateriano, y tal vez por eso prefirió la seriedad. El que sí estaba bien cabizbajo era Martín Ruggiero (Trabajo), quien no duró ni 20 días en su primera experiencia en el Estado. Plop.

Para más información, adquiere nuestra versión impresa o suscríbete a la versión digital, aquí.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.