Ollanta Humala: “Nuestros hermanos de Odebrecht”

  • Fecha Sábado 26 de Enero del 2019
  • Fecha 1:20 am




Era agosto de 2012 y presidía este país de extraviadas gentes Ollanta Humala Tasso. Que Huánuco se ponga en valor con Chaglla, decía “Cosito” cuando inauguró la hidroeléctrica de Chaglla, “porque a partir del 2015 se debe culminar la obra, ¿no Marcelo [Odebrecht]? Ya lo estoy comprometiendo a Marcelo y a Jorge [Barata]”, agregó, dirigiéndose a tales invitados, a quienes no solo tuteaba sino que los calificaba de “nuestros hermanos brasileños” o los “amigos de Odebrecht”.

SOBREVALORACIONES

Ollanta Humala trataba como “hermanos” y “amigos” a los máximos ejecutivos de Odebrecht porque le habían entregado 3 millones de dólares para su campaña electoral de 2011, como está más que probado. Pero a los que trató con tanto cariño en la inauguración de la hidroeléctrica de Chaglla, Marcelo Odebrecht y Jorge Barata, dos años después aparecerían con sus verdaderos rostros al estallar el escándalo de corrupción “mais grande do mundo” en EE.UU., Suiza y Brasil.

DE REYES Y PLEBEYOS

PPK no se quedaba atrás en las loas a los cariocas. También fue a Chaglla para elogiar la obra que marcará el camino futuro del Perú, según vaticinó desde Palacio en tono triunfal. También estuvo por allí, en la hidroeléctrica, Mario Vargas Llosa, quien fue tratado como rey de España y príncipe de Asturias, junto a una corte plebeya en la que resaltaban la figura y las canas del hoy congresista Guido Lombardi, el columnista que elogiaba al viejo Norberto Odebrecht en un diario numérico.

PPK Y HUMALA FELICES

En nuestra edición digital del 3 de diciembre de 2018 están todos los estropicios de Odebrecht contra el Perú en Chaglla. Nos faltó el daño ocasionado a Electroperú, empresa a la que obligaron comprar la electricidad sin que la haya pedido. Sin embargo, el acuerdo de colaboración firmado por Odebrecht con la fiscalía y la procuraduría no ha tocado Chaglla, menos el escandaloso proyecto del gasoducto del sur, los  peajes de Lima o los casos de Chavimochic y Olmos. Con razón pues Humala y PPK están felices con ese acuerdo de felones. También Villarán.

FELONES

Ni siquiera el fiscal José Domingo Pérez y el procurador Jorge Ramírez han tenido el tino de negociar para dejar sin efecto los juicios de Odebrecht con el Estado peruano que, según la congresista Karina Betteta, llega a 4,500 millones de dólares; menos aún los arbitrajes en el exterior, que solamente respecto del gasoducto, la firma carioca exige 2,000 millones de dólares en Luxemburgo. Esto, fuera de los 511 millones de dólares planteados por la española Enagas en el CIADI y lo que eventualmente pedirá Graña y Montero que tiene allí el 20 % de las acciones. Felones.

VOLVIENDO A CHAGLLA

De los US$ 1,400 millones en que se vendería la hidroeléctrica Chaglla, venta que ya se concretó a China Three Gorges, se dijo que Odebrecht recibirá alrededor de US$ 640 millones. Y que la mitad de este monto sería destinado al pago de daños y perjuicios al Gobierno peruano, según anunció el mismo ministro de Justicia, Vicente Zeballos, a fines de noviembre de 2018. El resto principalmente se destinaría para los acreedores del proyecto. Nada de esto hay el acuerdo de colaboración eficaz. Nada.

BIEN DE ALTHAUS

Pero no hay mal que por bien no venga. “La ventaja del acuerdo de colaboración con Odebrecht es que nos permite pasar de los casos ficticios de corrupción (donaciones de campaña) a los casos reales y graves (sobornos para obtener obras)”, ha escrito ayer Jaime de Althaus en una columna en El Comercio. Tiene razón, como lo tuvo Carlos Basombrío el día anterior, cuando afirmo que “el equipo especial [del caso Lava Jato] transmite la impresión de estar exclusivamente concentrado en el Caso Cocteles”, es decir en Keiko Fujimori.

FISCALILLOS NO

Eso es lo que hemos venido sosteniendo desde este diario: que el problema principal a investigar son los sobornos y las sobrevaloraciones criminales en los proyectos de inversión, como eso de convertir una obra de 1,400 millones de dólares (el gasoducto) en una 7,400 millones. El tema de los “aportes a las campañas”, con ser importante, no deja de ser adjetivo ante los temas sustantivos. Si las investigaciones se encaminan por este lado, en buena hora. Nunca es tarde. Pero fiscalillos como José Domingo Pérez no garantizan seriedad ni objetividad.

 

 

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.









Top
Barata confirma que aporte a campaña de Villarán se hizo a través de José Miguel Castro

Barata confirma que aporte a campaña de Villarán se hizo a través de José Miguel Castro