ZORAIDA ÁVALOS SIGUE PROTEGIENDO A VIZCARRA
A+

La fiscal de la Nación, Zoraida Ávalos, sigue pasando por agua tibia el caso de Martín Vizcarra. En su escrito de apertura de las investigaciones sobre el caso de las vacunas se circunscribe a los delitos de concusión y negociación incompatible, cuando lo más grave es la colusión agravada en la participación del moqueguano. El vizcarrismo del Ministerio Público se mantiene a flor de piel.

ACTIVISTAS NUNCA MÁS

La conducta del médico Germán Málaga es la prueba más palpable de que el país no puede ni debe entregar responsabilidades de primer orden a este tipo de activistas políticos de izquierda. Queda claro que “profesionales” de esta clase son los más funcionales para embarrar proyectos de investigación, como la tercera fase de la vacuna china Sinopharm. ¿Qué espera la Fiscalía que no actúa? ¿Qué esperan las autoridades de Cayetano Heredia (aparte de su vicerrector) y del mismo San Marcos que no renuncian?

MILES DE VIDAS

Otro es el cantar de los cantares del “Lagarto” Vizcarra y de sus ministros, principalmente de Relaciones Exteriores y de Salud, del equipo negociador de las vacunas, junto con técnicos de los citados centros de estudios, que se prestaron a sabotear la compra de los inoculantes de otros laboratorios para favorecer a los chinos, a costa de la vida de miles de peruanos, mientras esos granujas se vacunaban en secreto junto a su entorno familiar y amical.

“ESTAMOS APRENDIENDO”

Hay un comunicado sin firma del equipo de la Cayetano que llora sobre leche derramada: dicen que en el uso de las vacunas para su entorno no midieron “las consecuencias políticas” y que en todo caso esto “es un aprendizaje para nosotros y todos las investigaciones que ocurren, y ocurrirán…” ¡Plop! ¿O sea que va a seguir ocurriendo? ¿Y que su único error fue haber interpretado de manera amplia el término “personas relacionadas al estudio” y no haber hecho pública esa lista? Y luego piden disculpas.

DAÑO MORAL

Qué lindos son estos gaznápiros. Como si los problemas creados fueran tan sencillos, como si el daño hecho a la moral pública y a las instituciones se pudiera corregir con dos párrafos por lo demás mal escritos, o la vergüenza que pasa el país en la comunidad internacional fuese una bagatela, en fin, como si la vida de miles y miles de peruanos que publicamos en esta edición fueran una bicoca. No pues.

LEVANTANDO FONDOS

Ojo que ayer y anteayer desaparecieron varias cuentas de las redes sociales de los involucrados en el llamado Vacunagate. Y algunos al parecer fugan. ¿Es cierto que la súper asesora Cecilia Blume ya se fue a España? Es de subrayar que el canal digital TVGO ha hecho una acusación grave: que Blume, quien recibió hasta tres dosis de vacunas y no dos como es habitual, levantaba fondos o donaciones ‘solidarias’ para Germán Málaga.

RED DE CORAZONES

Los miles de soles eran depositados “en una cuenta bancaria a nombre de ‘Ximena Alexandra Delgado Guevara’, quien (…) figuraba en el 2015 en la lista de asistentes de una ONG internacional que agrupa a Asociaciones de Estudiantes de Medicina (IFMSA – UPCH). La cuenta es promocionada desde inicios de la pandemia en redes sociales en favor de “Médicos Solidarios Donaciones a través de Red de Corazones y Fundación Huascarán”. ¿Es cierto esto doña Cecilia y camarada Germán Málaga?

MATÓN VACUNADO

Hay que tener bien en claro que este grupo caviar que controló las vacunas ha sabido seleccionar a sus privilegiados políticos y de choque. Y es que también habían vacunado al matoncito Carlos Ezeta, de la ‘generación equivocada’, el mismo que golpeó al legislador Ricardo Burga, de Acción Popular, y amenazó hacer lo mismo con Aldo Mariátegui, a raíz de una columna que el periodista escribiera sobre el destino del crápula Vizcarra. Ojo que a Ezeta lo vacunaron el 20 de octubre, antes de los sucesos de noviembre y la caída de Merino.

PATINADA INTERNACIONAL

Tuvo que corregirse la conductora de CNN, Patricia Janiot, cuando publicó que el escándalo de las vacunas VIP en el Perú se había descubierto por una denuncia del presidente Francisco Sagasti. Como todo el Perú sabe, los primeros en dar el golpe fueron Beto Ortiz y Carlos Paredes. Parece que juntarse con caviares de estos lares perjudica la praxis del periodismo.

LESCANO, EL NUEVO MUDO

Cuando se supone que estaba segundo en las encuestas, e iba a volver a presentarse como paladín anticorrupción, Yonhy Lescano ha evitado pronunciarse sobre el Vacunagate. ¿Qué pasa? ¿No quiere recordar que él apoyó con todo a Vizcarra apoyando incluso el cierre del Congreso? ¿Quiere que el Perú olvide que él pedía que el moqueguano culmine su mandato, cuando ya estaba hundido en el Club de la Construcción y se había vacunado a escondidas?

OTRO CALABAZA

“Hay que ordenar el Poder Judicial. ¿Cómo lo hacemos? Ordenándolo con ellos”. Adivine quién dijo estas palabras, propias de un candidato ágrafo. No fueron Úrsula Moscoso ni Patricia Gamarra, sino George Forsyth, quien cada vez que abre la boca pierde votos. Una lástima por las personas preparadas que van en su lista congresal. Habla, Nieto.

Para más información, adquiere nuestra versión impresa o suscríbete a la versión digital, aquí.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.