Ana Cecilia Garzón: mujer clave en la victoria
Ana Cecilia Garzón Foto: Giancarlo Tejeda/Expreso
A+

POR CÉSAR ROJAS

“Paloma” era su alias, pero también la palabra que mejor la definía. Graciosa en su accionar, pero no demasiado como para llamar la atención, la suboficial PNP Ana Cecilia Garzón era pieza importantísima para ubicar, identificar y finalmente capturar a la cúpula de Sendero Luminoso.

Íbamos con Ardilla a los parques y a las tiendas, desde donde veíamos cuando entraban y salían los delincuentes terroristas. Como se nos veía como una pareja de jóvenes, podíamos estar horas sentados en las bancas o parados en un lado, vigilando. Éramos parte de un equipo con personal muy capaz, y todo ese tiempo valió la pena porque ayudamos al Perú a recuperar la paz”, cuenta a EXPRESO.

“Ardilla” era Julio César Becerra, hoy coronel jefe de la Oficina de Disciplina de Cusco. Ellos tuvieron que pasar mil y un peripecias porque eran la primera línea. Se les dio un automóvil Toyota Corolla para perseguir de lejos a Maritza Garrido Lecca, cuando esta salía de su casa en Surquillo. La terrorista se movilizaba en un Jetta verde último modelo, con el cual aceleraba en los semáforos, con lo cual los despistaba.

Lea la nota completa en nuestra versión impresa o en nuestra versión digital AQUÍ.

Mira más contenidos siguiéndonos en FacebookTwitter Instagram, y únete a nuestro grupo de Telegram para recibir las noticias del momento.