De denunciar «manoseo» en elecciones 2021 a ser nombrado canciller de Castillo

Aquí recordamos cuando Miguel Ángel Rodríguez Mackay aseguró que segunda vuelta estuvo «plagada de irregularidades».

Miguel Ángel Rodríguez Mackay juró, el pasado viernes, como ministro de Relaciones Exteriores. De esta manera, forma parte de un gobierno que, de acuerdo con un artículo de opinión suyo, se estableció tras «manosearse» las elecciones generales de 2021.

Esa fue la postura que compartió, el 8 de julio del año pasado, en el portal El Montonero. El texto que publicó alude, en gran medida, a Francisco Sagasti, exmandatario al que cuestionó duramente por su papel en los últimos comicios.

Criticó que el ex jefe de Estado no es un «estadista» e, incluso, lo puso varios peldaños abajo de quien fue uno de sus homólogos, Alan García. 

Rodríguez Mackay mencionó que a Sagasti le quedó «grande» la alta investidura que le fue conferida por el Congreso de la República.

TAMBIÉN LEE: Conozca a ‘Chabelita’ de Colombia, la trabajadora de limpieza que asiste a asunción de Petro

Recalcó que una de sus funciones principales fue «velar por el cabal cumplimiento de las elecciones, de comienzo a fin». Sin embargo, indicó que este, al igual que el Jurado Nacional de Elecciones (JNE), no habría cumplido la tarea y que «para nadie es un secreto que el proceso de la segunda vuelta estuvo plagado de irregularidades». 

Adujo que al político le fue complicado «identificar el papel exacto como presidente, contribuyendo así al manoseo de las elecciones».

El flamante canciller rememoró la llamada por teléfono que hizo Sagasti al escritor Mario Vargas Llosa, en la que le habría solicitado que se comunique con la entonces candidata, Keiko Fujimori, para que acepte su derrota.

«Lo cierto es que la cándida o escandalosa circunstancia, según como quiera verse, contribuyó a la idea generalizada en la gente de que no estábamos frente a un proceso de elecciones justo o transparente, pero que para el presidente lo era», sostuvo.

TE PUEDE INTERESAR: