Carrie Fisher: Mercury y Bowie fueron sus amantes
A+

Una nueva biografía de Carrie Fisher aseguró que la actriz tuvo romances con David Bowie y Freddie Mercury cuando tenía 17 años, a principio de los 70. Los músicos engañaron a sus respectivas parejas para estar con ella, y fue Bowie quien la ‘introdujo’ en el mundo de las drogas. El libro, escrito por Darwin Porter y Danforth Prince, revela que la intérprete de la Princesa Leia conoció a los músicos en Londres, durante una fiesta organizada por Mick Jagger, y a la que estaba invitada su madre, Debbie Reynolds.

Bowie ya era famoso por su personaje andrógino y sus extravagantes atuendos, y Fisher se sintió atraída por alguien que “había hecho del mundo un lugar mejor para los rebeldes y los extravagantes”. En ese entonces Bowie estaba casado con la modelo Angie Barnett, aunque nunca habló de ella durante su romance de seis semanas con Fisher.

En las páginas de ‘Carrie Fisher & Debbie Reynolds’, Fisher le confió a su amiga Joan Hackett que Bowie “sobrevivía durante días a la cocaína bebiendo solo leche para alimentarse”. “Tomé drogas con él. No tengo a nadie a quien culpar sino a mí misma por mi futura adicción, pero ciertamente él me llevó al agua para beber”, agregó Fisher en el libro.

Con Freddie Mercury, Fisher estuvo cuando el vocalista de Queen ya mantenía una relación con Mary Austin, la mujer que lo acompañó hasta el día de su muerte. La actriz no quería interferir, pero el cantante le dijo: “Un tipo como yo necesita más”.