Julieta Rodríguez con un pie fuera del Perú
A+

La modelo argentina Julieta Rodríguez podría ser deportada del país en los próximos días. La División de Extranjería la ha citado para que explique su situación en el Perú y ella asegura encontrarse “deprimida” tras la polémica generada por sus comentarios ofensivos.

La situación de la argentina podría complicarse ya que tendrá que este martes deberá presentarse ante la División de Extranjería y probar que se encuentra en el Perú con sus documentos en regla.

La rubia deberá mostrar los contratos y documentos que muestren a qué se dedica en nuestro país. De no sustentar los requerimientos de la División de Extranjería podría ser deportada, como ocurrió con el hermano de Milena Zárate, Juan Carlos Ulloa.

«Indios marginales»

La argentina llamó “indios marginales” y “cholos horrorosos” a los peruanos durante una conversación con un amigo suyo. Eso le costó el despido del programa Combate. En su defensa, asegura que no es racista. “Mis padres me educaron para no ser racista. Yo en verdad amo a los peruanos. Este es mi hogar”, dijo.

Las disculpas y pedidos de perdón no han han librado a Rodríguez del repudio general. A través de las redes sociales han exigido a las autoridades que se marche a su país.