Nicola Porcella: “La depresión es una enfermedad severa”
A+

“La depresión es una enfermedad severa, es más que sentirse triste o cabizbajo por algunos días, son sentimientos que no desaparecen por el contrario persisten e interferirán en el día a día de quienes la padezcan”. Así reflexionó Nicola Porcella sobre la enfermedad que padece, un trastorno límite de la personalidad, más conocido como ‘borderline’.

«Confesar que sufro de trastorno límite de personalidad o que soy ‘borderline’, como suele llamarse, sin duda implica mucha responsabilidad y compromiso. Soy consciente de ello. Si esa parte de mi testimonio puede ayudar a la atención o recuperación de muchas otras personas que padecen lo mismo, en buena hora», escribió el exconductor.

A través de su cuenta de Instagram, Nicola Porcella contó cómo haber sido detectado con este trastorno afectó no solo su vida, sino la de toda su familia. «El tratamiento no sólo consiste en tomar pastillas, implica psicoterapia para el paciente y todo su entorno inmediato. El mayor dolor que he podido causar a mi familia, sin duda ha sido padecer de esta enfermedad, pero a la vez ha servido para demostrar el inmenso amor que nos tenemos».

«Si yo estoy saliendo adelante con disciplina y constancia en mi tratamiento, todos pueden hacerlo. Ser ´borderline´ no significa ser limitado o incapacitado en ninguna de sus facultades. Estoy bien, estable y tranquilo gracias a Dios, con la fortaleza y entereza espiritual para afrontar mis responsabilidades diarias y disfrutar de mi vida en familia, en el trabajo y en todas mis actividades», añadió Porcella.

 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Confesar que sufro de trastorno límite de personalidad o que soy “borderline”, como suele llamarse, sin duda implica mucha responsabilidad y compromiso. Soy consciente de ello. Si esa parte de mi testimonio puede ayudar a la atención o recuperación de muchas otras personas que padecen lo mismo, en buena hora. El ´borderline´ no sufre solo. En mi caso, el apoyo de mi familia y amigos cercanos es básico, y por encima de todo la presencia de mi hijo es una bendición y un motor para levantarme y seguir cuando el túnel parece no tener salida. El tratamiento no sólo consiste en tomar pastillas, implica psicoterapia para el paciente y todo su entorno inmediato. El mayor dolor que he podido causar a mi familia, sin duda ha sido padecer de esta enfermedad, pero a la vez ha servido para demostrar el inmenso amor que nos tenemos. Todo lo demás es secundario. La depresión es una enfermedad severa, es más que sentirse triste o cabizbajo por algunos días , son sentimientos que no desaparecen por el contrario persisten e interferirán en el día a día de quienes la padezcan. Si yo estoy saliendo adelante con disciplina y constancia en mi tratamiento, todos pueden hacerlo. Ser ´borderline´ no significa ser limitado o incapacitado en ninguna de sus facultades. Estoy bien, estable y tranquilo gracias a Dios, con la fortaleza y entereza espiritual para afrontar mis responsabilidades diarias y disfrutar de mi vida en familia, en el trabajo y en todas mis actividades. Gracias a todos por su sincera preocupación. Seguiremos hablando de esto, seguramente, mientras sirva de apoyo y para la tranquilidad de tanta gente. Cuenten siempre conmigo y unámonos para ayudar difundamos el amor entre nosotros que tanta falta hace en estos tiempos ; no el odio ni el rencor!

Una publicación compartida por Nicola Porcella (@nicolaporcella12) el

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.