Optimiza los diagnósticos médicos con 3D
A+

Ricoh Latin America presenta tecnología de punta para el sector salud que permite transformar un set de imágenes bidimensionales (tomografías o resonancias magnéticas) en una imagen digital tridimensional con la opción de imprimirlo en 3D, que replica perfectamente la anatomía del paciente.

Con esta nueva herramienta, los especialistas pueden diagnosticar, planificar, practicar y entender detalladamente qué es lo que está sucediendo dentro del cuerpo de cada paciente y anticipar qué sucederá en cada intervención quirúrgica de carácter compleja o riesgosa, disminuyendo así los riesgos, reduciendo los tiempos de cirugía y los costos totales del procedimiento, directos e indirectos.

Hoy en día, los doctores cuentan con una infinidad de herramientas de imagen para poder ver qué es lo que está sucediendo dentro de cada cuerpo. Radiografías, tomografías, resonancias magnéticas, ecografías, todas ellas, son herramientas increíblemente potentes, pero que en todos estos casos generan imágenes bidimensionales, fotos, cortes y proyecciones.

Al tratarse de imágenes en dos dimensiones, estas herramientas no permiten a los especialistas visualizar cómo están dadas las distintas estructuras dentro del cuerpo del paciente, cómo interactúan entre ellas, analizarlas libremente o manipularlas físicamente de forma análoga a la que se encuentran dentro del organismo.

Para más información, adquiere nuestra versión impresa o suscríbete a la versión digital, aquí.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.